TCE

TRAUMATISMO CRANEOENCEFÁLICO 
 
El Traumatismo Craneoencefálico (TCE) es el daño cerebral sobrevenido debido a un traumatismo del contenido craneal (debido a un accidente de tráfico, laboral, caída, etc.) que genera deterioro físico o funcional
 
El daño que sufre el sistema nervioso y sus estructuras vasculares después de un traumatismo se debe, por una parte, a la lesión primaria (contusión) directamente relacionada con el impacto sobre el cráneo o con el movimiento rápido de aceleración/desaceleración de la masa cerebral, y por otra parte, a la lesión secundaria (edema, hemorragia, aumento de la presión en el cráneo, etc.) que se desarrolla a raíz de la lesión primaria durante los primeros días tras el accidente y puede conllevar graves consecuencias en el pronóstico funcional.
 
Las consecuencias del TCE dependen de su gravedad inicial y localización así como de las complicaciones que puedan surgir. En términos generales, las secuelas de un TCE pueden afectar en mayor o menor grado a una o varias de las áreas siguientes:
 
1. Físicas, incluyendo discapacidad motora y/o sensitiva
2. Cognitivas, con inclusión de las alteraciones de memoria, atención y juicio
3. Conductuales, incluyendo las alteraciones emocionales y la conducta inadecuada
4. Comunicativas, con las alteraciones de expresión y comprensión del lenguaje
5. Afectación de esfínteres
 


 
La Lesión cerebral adquirida, sobre todo el TCE, es una de las principales causas de muerte y discapacidad en el mundo entero, y con gran incidencia entre la población joven.
 
Al igual que tras un ICTUS, una vez establecido el daño cerebral, y superada la fase aguda, un tratamiento rehabilitador especializado y lo más temprano posible, será fundamental para la mejor recuperación del paciente.
 

Contacta con nosotros